"Y la escuela es la gran ocasión ¿quién lo duda?. La escuela puede desempeñar el mejor papel en esta puesta en escena de la actitud de lectura, que incluye, entre otras cosas, un tomarse el tiempo para mirar el mundo, una aceptación de "lo que no se entiende" y, sobre todo, un ánimo constructor, hecho de confianza y arrojo, para buscar indicios y construir sentidos...Si la escuela aceptara expresamente - institucionalmente - ese papel de auspicio, estímulo y compañía, las consecuencias sociales serían extraordinarias."

Graciela Montes
La Gran Ocasión

domingo, 18 de marzo de 2012

FIESTA DE LA PALABRAS...21 de marzo Día Mundial de la Poesía



La poesía contribuye a la diversidad creativa al cuestionar de manera siempre renovada la manera en que usamos las palabras y las cosas, nuestros modos de percibir e interpretar la realidad. Merced a sus asociaciones y metáforas, y a su gramática singular, el lenguaje poético constituye, otra faceta posible del diálogo entre las culturas. Diversidad en el diálogo, libre circulación de las ideas por medio de la palabra, creatividad e innovación: es evidente que el Día Mundial de la Poesía es también una invitación a reflexionar sobre el poder del lenguaje y el florecimiento de las capacidades creadoras de cada persona. La UNESCO celebra cada 21 de marzo Día Mundial de la Poesía. El principal objetivo de esta acción es sostener la diversidad de los idiomas a través de la expresión poética y dar a los que están amenazados la posibilidad de expresarse en sus comunidades respectivas.

Por otra parte, este día tiene por objeto apoyar la poesía, la vuelta a la tradición oral de los recitales de poesía, promover la enseñanza de la poesía, el restablecimiento del diálogo entre la poesía con las demás manifestaciones artísticas, como el teatro, la danza, la música, la pintura y así sucesivamente, el apoyo a los pequeños editores y crear una imagen atractiva de la poesía en los medios de comunicación para que el arte de la poesía ya no se considera una forma anticuada de arte, sino uno.

La UNESCO anima a los Estados Miembros a tomar parte activa en la celebración del Día Mundial de la Poesía, tanto a nivel local como nacional, con la participación activa de las Comisiones Nacionales, las ONG y las instituciones públicas y privadas interesadas (escuelas, ayuntamientos, comunidades poéticas, museos, asociaciones culturales, editoriales, autoridades locales, etc).

                  Bellas ilustraciones de María Wernicke

Autores de poesía infantil y juvenil que deben ser leídos y disfrutados en el aula:

Rafael Alberti      -      María Teresa Andruetto      -      Cristina Banegas      -      Elsa Bornemann
     
Canela      -      Liliana Cinetto      -      Marina Colasanti      -      Laura Devetach      -   

Enrique Fierro      -      Federico García Lorca      -      Mirta Goldberg      -     Juan Ramón Jiménez   

Ruth Kaufman      -      Ana María Machado      -      Antonio Machado      -      José Martí

Hugo Midón      -      Conrado Nalé Roxlo      -      María Rosa Mó      -      Vinicius de Moraes

Liliana Moyano      -      Mercedes Pérez Sabbi      -      Fernando Pessoa      -      Cecilia Pisos

Rafael Pombo      -      María Cristina Ramos      -      Iris Rivera      -      Oscar Salas

Silvia Schujer      -      Carlos Silveyra      -      Heve Solves      -      Javier Villafañe

María Elena Walsh

RECOMENDAMOS ALGUNOS TÍTULOS Y AUTORES PARA DISFRUTAR POESÍAS CON LOS CHICOS


                                         Kodak, de María Teresa Andruetto
Yo miraba,
tras la lente de una Kodak
con la que él sacó fotos de la guerra,
antes que la muerte disolviera
sus pupilas y delegara en mis ojos
el dolor de mirarme devastada
por la ausencia.



 Himno del país de las brujas, de Cristina Banegas

Hoy nuestra patria sale a volar.
Ésta es la fiesta del Gran Mago Rey
y hasta las estrellas y la luna hechizarán.

¡Todas las brujas con su poder!

¡Juramos que buenos no seremos ni una sola vez!
¡Malos, malos vamos a ser!
¡Sapos, sopas, gatos, humo y sal!
¡Tinta, lechuzas, ganas de asustar!
...
                                         20 poesías de amor y un cuento desesperado, de Liliana Cinetto
Cuentan que cuentan que había
una vez una princesa
que vivía en un estante
de una vieja biblioteca.
Su casa era un cuento de hadas,
que casi nadie leía,
estaba entre un diccionario
y un libro de poesías.

... 


                                   En lo oscuro manchado de luz, de Marina Colasanti
En noches de luna llena
es tan intensa la vida
en el jardín
que duermo inquieta
como cuando me adormezco
en el cine
y la historia va adelante
amor y guerras
más allá de mis párpados
cerrados.


                                                    Quiero ver una vaca, de Enrique Fierro 
Quiero ver una vaca colorada
a las tres de la tarde
de un día de febrero
en un campo verde
o amarillo.





Cuando me puse a pensar, de José Martí
Cuando me puse a pensar
La razón me dio a elegir
Entre ser quien soy, o ir
El ser ajeno a emprestar,
Mas me dije: si el copiar
Fuera ley, no nacería
Hombre alguno, pues haría
Lo que antes de él se ha hecho:
Y dije, llamando al pecho,
Sé quien eres, alma mía!

                                                        Lo imprevisto, de Conrado Nalé Roxlo 
Señor, nunca me des lo que te pida.
Me encanta lo imprevisto, lo que baja
de tus rubias estrellas, que la vida
me presente de golpe la baraja
contra la que he de jugar.
Quiero el asombro
de ir silencioso por mi calle oscura,
sentir que me golpean en el hombro,
volverme, y ver la faz de la aventura.


                                                                 La hormiga, de Cecilia Pisos
La hormiga
te obliga
a perseguir
con ojos bien bajitos
hoja y miga.
Cuando se sigue bien
su caminito,
se llega hasta la planta
y el pancito.

             Todos los días, de María Cristina Ramos

Péiname 
cuando me peines 
con peinecitos de escarcha, 
porque los peines de luna 
me despeinan las pestañas. 
...
Préstame 
todos los días 
un sombrero para el sol, 
un sol para mi sombrero 
y una sombrita de amor.


                                             Haiku, de Iris Rivera
Un sábado, ella enhebró un pedazo de canción rara. / Después me tocó a mí, después a ella. / Nos hicimos un collar de canciones / y ahora lo tenemos las dos.








Odio viajar en autoAna María Shúa
Viajar en auto es bobo,
no es nada divertido,
y de tan aburrido
es casi parecido
a no poder dormir:
¡yo quiero haber llegado
pero no quiero ir!

(...)
Y mi hermanito llora,
papá siempre se enoja,
mamá nos grita basta, 
y siento olor a nafta
                                     y quiero irme a mi casa.


                                   Coplas de amor y de risa, de Carlos Silveyra
Ayer pasé por tu casa
estabas en lo de Paula;
mi corazón quedó triste
como pajarito en jaula.

Ayer pasé por tu casa,
me dieron ganas de llorar,
al ver las puertas abiertas
y
yo sin poder entrar.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario